16 de enero de 2013

red velvet cupcakes


Mi versión de red velvet en formato cupcake.
Jugosos y exquisitos.
Sin grandes complicaciones.




El origen de esta masa es incierto; algunos la sitúan en el Sur de EEUU, otros en Canadá.
Cuentan que la receta era propiedad del Hotel Waldorf Astoria de Nueva York. En los 50, una mujer quedó fascinada con el sabor de este pastel y solicitó la receta en el hotel. El chef se la cedió, pero cuando la mujer estaba lista para dejar el hotel, había un elevado cobro en su factura en concepto de la fórmula del famoso pastel. Indignada, decidió enviar una carta en cadena a todas sus amistades con el ánimo de popularizar la receta de la que el famoso hotel neoyorquino era, hasta entonces, dueño. 


Por otro lado, hay quienes sitúan su nacimiento en la cadena Eaton en Canadá, donde los empleados habían jurado guardar silencio y no desvelar la receta, ya que les habían hecho creer que había sido ideada por la matriarca de la familia.


Y, por último, existe una versión que defiende que fue la precariedad sufrida durante la Segunda Guerra Mundial la que obligó a los reposteros sureños a introducir remolacha entre los ingredientes de los pasteles para mejorar su aspecto, siendo éste el origen de la Red Velvet Cake.




Para su elaboración necesitamos (14 cupcakes),

- 125 ml de aceite de girasol.
- 125 ml de buttermilk.
- 130 gr de azúcar.
- 10 gr de cacao puro en polvo.
- Un huevo grande.
- Una cucharadita de vainilla en pasta.
- Una cucharadita de colorante rojo (uso siempre colorante en pasta Sugarflair)
- 170 gr de harina.
- Una cucharadita de bicarbonato.
- 300 gr de azúcar glass, 150 gr de queso crema y 60 gr de mantequilla en pomada para la cobertura.


Mezclar en el vaso de la batidora todos los ingredientes húmedos incluyendo el colorante. Mezclar aparte el azúcar, bicarbonato, harina y cacao.
Añadir a los ingredientes húmedos en varias tandas mezclando bien.
Verter sobre las cápsulas para cupcakes y hornear en horno precalentado a 180º hasta que hayan subido y estén perfectamente cocidos, unos 20 mn.
Dejar enfriar por completo.
Preparar la cobertura batiendo bien la mantequilla con el azúcar glass, incorporar el queso y batir hasta conseguir una crema densa, si el batido es prolongado la crema se convertirá en una especie de batido semi líquido.
Decorar los cupcakes al gusto.
Han de ser conservados en frío si no se consumen el mismo día.




º Si no se dispone de buttermilk preparar la cantidad necesaria restando diez ml a la cantidad final y añadirlos en vinagre, remover bien y dejar reposar 10 mn.

88 comentarios:

  1. Me encantan! Es un bizcocho jugoso y rico, y el frosting de queso les da un toque maravilloso! Además, estos tienen un rojo súper intenso por el colorante de Sugarflair! Son muy bonitos!

    Un beso!

    ResponderEliminar
  2. Eres genial, me ha encantado tu versión,bsss

    ResponderEliminar
  3. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  4. ¡Impresionantes, como siempre! Un saludo :-)

    ResponderEliminar
  5. que bonitosss, ya son unos cupcakes de san valentin eh ;)

    ResponderEliminar
  6. Uno de mis bizcochos preferidos, por su color y textura, me encanta en cupcakes, quedan de los más glamourosos, jeje.

    Besos

    ResponderEliminar
  7. Qué buena pinta, Isabel!!! Me encantan los red velvet, pero no sabía nada de su procedencia! Me ha encantado el post!
    Un beso

    ResponderEliminar
  8. Los he hecho en alguna ocasión y me encantan, probaré tu receta que tiene una pinta fantástica.
    Besos

    ResponderEliminar
  9. Como me gustan , quedan tan bonitos y tu que eres la reina de los cupcakes , te salen a la perfección.
    Besinos mil.

    ResponderEliminar
  10. Hace tiempo que tengo ganas de prepararlos y creo que esta es la receta que necesitaba!!! Se ven jugosísimos! Ñaaaam!
    Un beso
    Yaiza ¡Qué cosa tan dulce!

    ResponderEliminar
  11. Me encanta el color y lo jugosa que queda esta receta y con la crema de queso, ummm me resulta el más delicioso de los cupcakes.

    ResponderEliminar
  12. Que monada !!!!y estaran de vicio, al verlos tan monos no se si seria capaz de comerlos.....Besitos

    ResponderEliminar
  13. Isabel, por dioo qué rico!!! ¿y a estas horas..? ufff..
    Lo digo y no me canso de repetirlo: eres una artista!!!
    Un besote!

    ResponderEliminar
  14. Guau Isabel, las tres historias tienen su miga!! son intrigantes...
    Me han encantado, es un pastel que me fascina con ese color ya sean grandes o pequeñitos como en este caso.
    Besitos guapa

    ResponderEliminar
  15. mmmmmm qué maravilla!!! Tengo que probarlos así, que yo los hago con mantequilla no con aceite.

    Muaaaaak!

    ResponderEliminar
  16. Vaya!! con el hotel.
    pero que bien le ha ido, inventa ensalada, tarta... Jajaja que luego se hacen mundialmente famosas.
    A que tú ya estas en un invento de estos para hacerlo famoso tambien ;)
    Un saludito

    ResponderEliminar
  17. Con lo buenísimos que están tus cupcakes, me imagino que este seguirá tu línea. Tomo nota de la receta por si me atrevo alguna vez. GRACIAS.

    ResponderEliminar
  18. Isabel qué bonitos y ricos te han quedado, besitossss

    ResponderEliminar
  19. Preciosas Cupcakes- Te han quedado perfectas y las fotografías son muy bonitas. Una historia muy bonita y como muchas veces pasa, ¿Qual es la verdadera ?

    Un Abrazo, Agustí Cangrejo Grande

    ResponderEliminar
  20. Isabel un color irresistible y bien buenos
    beso

    ResponderEliminar
  21. Esiste la fata della cucina? No? Allora sono certa, sei tu! Sempre bravissima, complimenti per l'ennesima fantastica ricetta!

    ResponderEliminar
  22. Isabeel tienen una pinta fantástica. Una pregunta, para la cobertura no se podría echar tambien cremor tartaro o polvo de merengue para que no se bajen? o sin echarselo aguantan perfentamente?.
    Gracias

    ResponderEliminar
  23. Unos cupcakes ideales, yo he hecho la tarta red velvet, no en versión cupcakes ¿Cómo va la cafetería-escuela-tienda? Espero que muy muy bien. Bs

    ResponderEliminar
  24. Me encantan las recetas con leyendas...yo me apego a la que se hacía con beterraga, tiene más sentido, pero bueno, uno nunca sabe.
    ah...el frosting te quedó genial, se ve súper húmedo y brillante.

    ResponderEliminar
  25. Pues que sea de donde quiera pero el tuyo es simplemente espectacular, ummm, delicioso.Besos.

    ResponderEliminar
  26. Estupendos red velvet, te han quedado geniales y están tan ricos.
    besos

    ResponderEliminar
  27. Isabel tienen un color precioso me comería unos cuantos ahora mismo
    bss

    ResponderEliminar
  28. Hoooola
    mil gracias por la receta, me gusta mucho como te han quedado de color,probaré la tuya que tiene éxito asegurado
    besos

    ResponderEliminar
  29. Buenísimos, me encantan estos cupcakes. Besos.

    ResponderEliminar
  30. Deliciosos, Isabel, tanto por dentro como por fuera! Biquiñosss

    ResponderEliminar
  31. Qué buena pintaaaaa!!!! Una pregunta Isabel, qué es la buttermilk?? Y perdona mi torpeza, pero no entiendo el comentario al final del post sobre la sustitución por vinagre... un abrazo y gracias por la receta!

    ResponderEliminar
  32. te han quedado divinos!!! la verdad es q tienen una pinta deliciosa. y tienen una esponjosidad impresionantes.
    saludos

    ResponderEliminar
  33. Ficaram lindos ,há muito que ando com vontade de os fazer.
    bjs

    ResponderEliminar
  34. Que bonitos! siempre tengo ganas de hacer red velvet cake pero por una cosa u otra se me olvida.
    Esta receta se ve muy rica
    besos

    ResponderEliminar
  35. Isabel, te han quedado preciosos, pero lo mejor tiene que ser el sabor. Es un placer entrar y encontrarse con tus recetas. Un abrazo, Clara.

    ResponderEliminar
  36. Te han quedado genial, y seguro que están deliciosos!
    Estupenda receta!

    ResponderEliminar
  37. Buenas tardes. Magnífica receta, la haré para San Valentín. Una aclaración acerca del buttermilk. Creo que te has expresado mal en la nota aclaratoria final, creo que debería ser:

    º Si no se dispone de buttermilk preparar la cantidad necesaria de leche, restando diez ml a la cantidad final y añadirle una cucharada de vinagre, remover bien y dejar reposar 10 mn.

    Saludos!

    ResponderEliminar
  38. Tienen una pinta espectacular y seguro que buenísimos.
    Y de las tres versiones de su posible procedencia, me quedo con la de la remolacha, que me resulta más creíble.
    Besos

    ResponderEliminar
  39. Tiene muy buena pinta pero ya llevo dos intentos con la red velvet y me salido brown velvet jajajajaja
    te ha quedado espectacular y la crema no parece de queso sino de nata de lo suave que se ve, enhorabuena!
    Lxx

    ResponderEliminar
  40. Creo que estos son mis favoritos pero con diferencia. Quien pillara uno.
    Un besito desde Las Palmas.

    ResponderEliminar
  41. Que ganas dan de comerse uno!!! Te han quedado espectaculares!!! Besotes!!!

    ResponderEliminar
  42. estan preciosos y ademas se ven muy jugosos


    ¡¡besos¡¡

    ResponderEliminar
  43. Qué bocado tan rico, tengo buttermilk, me tendré que plantear hacer más excesos. Besos

    ResponderEliminar
  44. Esta receta con aceite me encantan, quedan muy esponjosos y riquísimos!

    ResponderEliminar
  45. Qué ricos son y qué tiernitos!!! De los cupcakes que he probado y más me gustan!!! Te quedaron preciosísimos Isabel!!!

    ResponderEliminar
  46. Qué bonitos, están increíbles! Me parece que voy a tener que ir a visitarte a tu taller para probarlos, jeje. Besos! :)

    ResponderEliminar
  47. ¡Qué pintaza tienen! Te quedan exquisitos, son ideales para cierta fecha que llega pronto :P aunque por mí cualquier momento es bueno para unos cupcakes como estos :). Los voy a intentar ahora que he localizado un queso crema muy rico sin lactosa, por fin!

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  48. Me alegra que hayas puesto uno de tus cupcakes! eso quiere decir que no los has aborrecido tanto como dices :D
    Lo probaré.
    Un besote
    Sonia

    ResponderEliminar
  49. Que puedo decir?, una preciosidad... ver esto después de un descanso es fantástico.

    Un abrazo Isabel

    ResponderEliminar
  50. Mmmmm...cupcakes de red velvet...me encantan!
    Como siempre, preciosos y muy apetecibles =)
    Con un poco de suerte, este fin de semana podré ir a probar por fin una de estas deliciosas maravillas que preparas en Aliter Dulcia ^^
    Un besín!!

    ResponderEliminar
  51. espectacular, se hace la boca agua, muchos Saludos

    ResponderEliminar
  52. Que color mas precioso tienen, y sea cual sea su origen ahora es del mundo, o sea nuestro jajaja, asi que hay que saborear semejante manjar, besitos

    ResponderEliminar
  53. Me han encantado las historias!!!! tiene una pinta riquísima! besitos

    ResponderEliminar
  54. Que buena pinta ,seguro que estos me gustan,yo no soy de buttercrean de mantequilla.besino

    ResponderEliminar
  55. Me encanta como te ha quedado, muchas gracias por las tres historias, cual sera la de verdad, es una igcognita a resolver, pero lo de la factura desorbitada ya lo había oido yo, pero con la receta de unas galletas, en Estados Unidos debe de ser muy tipico el cobrar por las recetas de los restaurantes, es aqui como con los derechos de autor, jejeje y gracias por el consejo final, el del vinagre, besos
    Sofía

    ResponderEliminar
  56. Ya se echaban a faltar tus cupcakes en el blog, para poderlos admirar. Son muy bonitos.
    Besos.

    ResponderEliminar
  57. Me han gustado las historias de su procedencia. El cupcake es precioso. Donde se compra el buttermilk, lo veo en muchas recetas y yo nunca lo he visto en el super?? Al menos se puede sustituir como has dicho. Gracias

    ResponderEliminar
  58. Qué maravilla! El red velvet es mi preferido.

    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  59. Qué delicia! quiero unas vacaciones a Asturias ya!

    ResponderEliminar
  60. A estas alturas tengo que confesarte que no soy muy fan de los cupcakes pero los tuyos son tan elegantes y tienen una pinta tan deliciosa, que me tienen fascinada. El color de estos es espectacular.
    Besos.

    ResponderEliminar
  61. Que delicia y que presentacion tan estupenda! me encantan, ahora me tengo que poner al dia con tu blog que llevo unas semanas al reves y me estoy organizando un poco, me quedo a babear viendo el resto de tus recetas!

    ResponderEliminar
  62. http://ricoricodelicioso.wordpress.com17 de enero de 2013, 16:36

    Isabel lo haces tan fácil que parece que sea verdad que con tan pocos pasos el resultado sea tan bueno.
    Besos bonita.

    ResponderEliminar
  63. ¡Le tengo unas ganas a esta receta! Te han quedado genial y tienen que estar riquísimos.

    Un beso

    ResponderEliminar
  64. Se ve tan delicioso que mordería la pantalla. Le tengo ganas a la red velvet pero las tartas tan grandes se me resisten, así que la versión cupcake la veo más asequible :)

    Besos
    Bocados Divinos

    ResponderEliminar
  65. una consulta, no entendí como puedo reemplazar el buttermilk

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si necesitas 200 ml de buttermilk, pesas 190 de leche y 10 ml de vinagre, remueves y dejas 10 mn y ya tienes los 200 ml de buttermilk ;)

      Eliminar
    2. muchas gracias es el regalo perfecto para mi tio en su cumpleaños, gracias de verdad ansío mucho prepararlos.

      saludos

      Eliminar
  66. Ay, Dios mío... se me hace la boca agua...

    Laura.

    ResponderEliminar
  67. Qué ricos se ven, y la decoración, preciosa! En casa hago muy a menudo los red velvet cupcakes, nos encantan, los tuyos se ven deliciosos!
    Besitos

    ResponderEliminar
  68. como siempre...dleiciosos! un bsico

    ResponderEliminar
  69. Tienen una pinta fabulosa!! Han quedado preciosos y tienen una textura que quita el sentido!!!!
    Un besito:) Susana.

    ResponderEliminar
  70. Perfectos para San Valentín...y para cualquier momento.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  71. Aun no he encontrado la ocasión para ponerme a hacer la Red Velvet... ¡Tengo unas ganas!
    Me gusta la idea individual, es chic.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  72. Yo también tengo muchas ganas de probar a hacer un red velvet!! tomo nota de tu receta, un besazo enorme.

    ResponderEliminar
  73. Hace tiempo que no pasaba por aquí, pero veo que sigues haciendo unas recetas maravillosas, esos cupcakes son perfectos para San Valentín, monísimos.

    VV.

    ResponderEliminar
  74. Ooooooooooooooooooooooooooo! ¡Qué pinta más tremenda!

    ResponderEliminar
  75. Sea cual sea el origen, es una torta riquísima! Y te salieron de un colorado perfecto, a mi me sale un rosa muy feo, tengo que cambiar el colorante!

    ResponderEliminar
  76. Hola Isabel!. Ayer noche hice por fin los red velvet con tu receta y solo queria decirte que muchísimas gracias que me han salido fabulosos y además sencillos de hacer. Me alegro mucho de que te vaya todo bien con la cafeteria-taller y me encantaría poder vivir más cerca para pasarme y hacerte una visita.He subido tu receta a mi blog, por supuesto enlazándote , espero que te parezca bien, si no es así me lo dices y la quito. Te mando un beso y te deseo un año lleno de trabajo y cosas buenas.
    Conchita

    ResponderEliminar
  77. Los acabo de hacer! Es la receta más fácil de Red Velvet que he hecho, y sin duda de las más ricas!!!!
    Bicos y gracias por tus estupendas recetas.

    ResponderEliminar